Ir a la barra de herramientas
Caraqueños sin Agua

A los habitantes de Caracas les llega agua a sus casas nueve de los 30 días del mes, revela una encuesta de la ONG Ciudadanía sin Límites. Es por ello que en la ciudad aumenta el número de personas obligadas a trasladar potes de cualquier tamaño para llevar el líquido a sus familias 


Banner Servillantas Calabozo 660x100

“Desde que se comenzó a racionar el agua, nos venía tres días a la semana. No las mandaban el lunes en la madrugada y nos la quitaban el miércoles, ahora apenas nos llega un solo día, es decir, 24 horas y cuando ellos lo consideren, porque ya no respetan el cronograma que puso el gobierno”, afirma Josefina Campos, habitante de la urbanización El Marqués en el municipio Sucre de Caracas.

Este es uno de los tantos testimonios de los caraqueños al ser consultados sobre el suministro de agua, que en los últimos años ha empeorado. De acuerdo al estudio Monitor Ciudad de la fundación Ciudadanía Sin Límites, durante el primer semestre de 2019 se evidenció que los caraqueños reciben agua en promedio solo 30% de los días de un mes, es decir, nueve de 30 días.

“Los estudios realizados desde Monitor Ciudad revelaron que el tiempo promedio de suministro de agua a la semana para los caraqueños es de 48 horas solamente. Lo que quiere decir que los ciudadanos tienen acceso al agua por seis horas al día en promedio”, indicó Jesús Armas, director de la ONG Ciudadanía sin Límites

Según los datos aportados en la encuesta, 68,4% de los caraqueños dijo ser insuficiente la cantidad de agua que recibe de Hidrocapital, mientras que 31,5% asegura que sí. Esto significa además que 57,3% dijo que la cantidad de agua recibida es de menos de 50 litros.

“En las zonas altas de la urbanización Horizonte (municipio Sucre), casi nunca llega el agua cuando envían el servicio, porque llega con muy poca presión, los que viven más abajo tienen mas suerte”, afirmó Israel González, trabajador bancario

Ante la falta del servicio de agua tanto en urbanizaciones como en barrios caraqueños, se repite la imagen de personas trasladando pipotes para abastecerse. Las cisternas se volvieron un lujo tanto por sus altos precios como por la exigencia de su pago en dólares, por lo que a muchos no les queda otra que cargar sus bidones de agua en carretillas utilizadas mayormente para transportar cajas pesadas, en carritos de mercado, en moto o a cuestas. El costo de los camiones cisterna se triplicó durante los meses de febrero y mayo.

“Casi todos los días me llevo a mi casa un pote de agua de 5 litros, que lleno en mi trabajo con autorización de mis jefes claro. Y bueno, casi siempre me voy en metro”, dijo Brayan Molica, mecánico de profesión

El informe semestral de Monitor Ciudad se destaca que 30% de los caraqueños está cargando agua, lo que significa que más de un millón de personas están en esta situación. Entre los métodos de abastecimiento complementarios que usan las personas para contar con el líquido destacan que 49% viene del acarreo o carga de agua, 31% del almacenamiento en tanques, 13% de las cisternas, 4% de la lluvia y 3% de pozos.

“Cuando falta el agua, los caraqueños deben cargar agua de vecinos u otros sectores. Medio día es el tiempo promedio que usan para buscar el líquido.
Las distancias que deben recorrer varía desde los 500 hasta los 2.000 metros“, se indica en el estudio.

El deterioro de los servicios públicos en el país hace mella en la calidad de vida de la población, agotada ya por años de una crisis económica caracterizada por hiperinflación, una escasez generalizada de productos y la caída del poder adquisitivo.

“Yo considero que tengo una energía alta. Nunca me había sentido cansado como me siento ahora, y cuando te digo cansado es que lo que más me gusta es cargar a mis hijas y a veces tengo que decirles que no porque es que me duelen los hombros”, dijo uno de las personas consultadas por la ONG

Jesús Vásquez, director de Monitor Ciudad, explicó en vista de la crisis y racionamiento del agua, el ciudadano modificó su rutina diaria porque se han visto obligados no solo a invertir tiempo en encontrar efectivo, unidades de transporte que los movilicen por la ciudad sino a cargar agua, lo que genera un gran cansancio físico en los caraqueños.

“En el estudio que publicamos se señalada que el 70% de las personas que viven en el área metropolitana de Caracas dice no les llega suficiente agua. A esto se le agrega que la calidad del agua no es optima y las personas no le tienen confianza al agua del chorro ni tampoco a la que suministran las cisternas”, sostuvo Vásquez

El informe de Monitor Ciudad en donde se reflejan los estudios y registros que desde esta organización han realizado en cuanto al suministro, calidad, frecuencia y precio del agua en en mas de 100 sectores de Caracas del área metropolitana de Caracas, resalta que en comunidades como El Junquito los habitantes tienen más de dos años sin recibir una gota de agua por parte de Hidrocapital y en sectores como Cotiza y El Hatillo también están severamente afectados.

Compartir en........

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *