Ir a la barra de herramientas

¿Estás buscando remedios para el hipotiroidismo? A menudo queremos encontrar algunos consejos sencillos y naturales para mejorar nuestra calidad de vida y complementar el tratamiento médico.

En este artículo te ofrecemos estas opciones que buscas. De este modo podrás promover tu bienestar y, de paso, podrás combatir algunos síntomas como el cansancio, la pérdida de cabello, el insomnio o el estreñimiento.

¿Qué es el hipotiroidismo?

La glándula tiroides es imprescindible para la salud, ya que produce las hormonas que regulan el metabolismo. Además, intervienen en numerosas funciones de nuestro organismo. Por ello, los síntomas del hipotiroidismo afectan a diferentes partes del cuerpo.

El hipotiroidismo se da cuando la tiroides está poco activa y, por tanto, no produce suficientes hormonas. Para diagnosticar este problema, el médico realiza análisis de sangre para comprobar los niveles de tiroxina (T4) y tirotropina (TSH).

No obstante, hay diferentes opiniones en cuanto a cuál es el rango que se considera patológico. Además, en algunos casos, unos niveles alterados podrían volver a la normalidad después de un tiempo.

Tratamiento

Por ello, el médico se basará siempre en los análisis de sangre y también en los síntomas que presente el paciente. A partir de ahí, si lo considera oportuno recetará la medicación que contiene la hormona tiroidea para reemplazar su déficit.

Además de seguir siempre la orientación médica y los controles pertinentes, algunos consejos nos pueden ser muy útiles como complemento al tratamiento farmacológico. También podrían considerarse buenas medidas preventivas si tenemos una predisposición a esta enfermedad tiroidea.

Remedios complementarios para el hipotiroidismo

A continuación compartimos algunos remedios para el hipotiroidismo de eficacia probada que pueden ser complementarios al tratamiento médico.

1. La dosis diaria de selenio

En las personas adultas, el selenio se acumula, sobre todo, en la tiroides. Esta glándula requiere selenio para el metabolismo de las hormonas y también por su gran poder antioxidante. 

Desde un punto de vista científico demostrado, este mineral se asocia, en el caso del hipotiroidismo autoinmune (Enfermedad de Hashimoto) con:

  • Una reducción en los niveles de anticuerpos.
  • Una mejora de la tiroides a nivel de ultrasonidos.
  • Una mejor calidad de vida del paciente.
  • Un retraso en el deterioro ocular en caso de orbitopatía.

El mismo estudio sugiere tomar selenio orgánico. No obstante, no deberíamos tomar este suplemento sin la supervisión de un profesional, ya que su exceso también es peligroso para la salud.

Por ello, ofrecemos una alternativa: las nueces de Brasil. Solo deberemos consumir dos al día para asegurarnos la cantidad de selenio que nuestro organismo necesita, sin ningún riesgo para nuestra salud.

2. Suplemento de maca

La maca es una raíz de origen peruano que se consume como alimento. No obstante, también se ha extendido su consumo en polvo como suplemento por todo el mundo, gracias a sus propiedades energéticas y como reguladora hormonal.

En particular, la maca amarilla ha demostrado ser muy efectiva en trastornos tiroideos y durante la menopausia. Además, esta raíz nos aportará energía para combatir el cansancio, un síntoma frecuente del hipotiroidismo.

Para tomar la maca como suplemento deberemos seguir las indicaciones y dosis del producto. Debemos tener en cuenta que es estimulante, por lo que recomendamos siempre empezar por una dosis baja e ir aumentándola de manera progresiva. 

3. Cuidado con los bloqueadores de yodo

Para complementar nuestros remedios para el hipotiroidismo no solamente debemos aportar estos nutrientes. También debemos tener en cuenta aquellos alimentos que nos perjudican y que podrían estar en nuestra dieta diaria. 

Hay algunos alimentos que no perjudican a las personas sanas pero que sí pueden ser dañinos para quien tiene una tiroides poco activa. Estos contienen unas sustancias llamadas goitrógenos que inhiben la absorción de yodo, imprescindible para una buena salud tiroidea.

¿Cuáles son?

  • La soja y sus derivados (tofu, salsa, tempe, lecitina, etc).
  • El mijo.
  • Las crucíferas: Brécol, coliflor, repollo, col, rábano y nabo.
  • Frutos secos como los piñones, las almendras y los cacahuetes.
  • Algunas frutas: la fresa, la pera, el melocotón.
  • La yuca y el boniato.
  • La mostaza.
  • Las espinacas.
  • Las semillas de lino.

Por último, con estos remedios para el hipotiroidismo podemos potenciar el tratamiento y notar una mejoría en nuestro día a día. Con pequeños cambios en nuestra dieta ayudaremos a mejorar la función de la tiroides. reseña mejorconsalud

Compartir en........

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *