Maduro a EEUU: No podrán romper nuestra relación de hermandad con Cuba

El oficialismo esgrima como argumento el “bloqueo económico y el sabotaje” para justificar la escasez de medicinas en el país


El mandatario Nicolás Maduro celebraba la graduación de médicos integrales, como parte de uno de los acuerdos que mantiene con Cuba, cuando enfatizó en la “relación de hermandad” que guarda su gobierno con el de Miguel Díaz-Canel, y rechazó los presuntos intentos de Estados Unidos por “romperla”.

“Cuba siempre solidaria en la primera fila del humanismo, por eso el imperialismo quiere destruir lo que es imposible: la relación de hermandad, de ayuda mutua, de solidaridad y unión entre la revolución Cubana y la bolivariana de Venezuela. No podrán, porque nuestras relaciones están basadas en el amor”, argumentó.

Estados Unidos ha hecho énfasis en que Cuba retire sus militares de Venezuela, ya que los responsabilizan de sostener a Maduro en el poder. Trump incluso amenazó con un “embargo total” de hacer caso omiso a la advertencia.

En este contexto, arremetió contra Estados unidos y el “bloqueo económico” que, según el oficialismo, es causante de todos los males del sistema de salud. Denunció que la administración del presidente Donald Trump ha sido responsable de “robar” 30.000 millones de dólares que, convenientemente, serían utilizados para comprar medicinas e insumos para producir localmente.

“Hay mucho trabajo para enfrentar el bloqueo económico contra la salud y las medicinas que hace el gobierno de Donald Trump contra venezuela. Sabotean todas las importaciones de insumos de materia prima para producir medicinas. Tenemos que inventarnos mil caminos para traer lo que necesitamos, porque tenemos una buena industria farmacéutica”, expresó.

Por otra parte, Maduro agradeció a los profesores cubanos por la graduación de 2.053 médicos integrales que serán incorporados al sistema de salud pública. “Sin ustedes no habríamos podido lograrlo”, expresa sobre los cubanos sin mencionar el éxodo de médicos venezolanos que emigraron porque las condiciones no estaban dadas para el ejercicio de la profesión en Venezuela.

Un acto populista

Mientras el gobernante aprobaba recursos en bolívares para ejecutar recursos para las casas de estudio relacionadas con la salud, los graduandos hicieron coros para pedir regalos.

“No nos han pagado”, gritó una licenciada en el auditorio. Acto seguido, Maduro ordenó pagar un bono a través del carnet de la patria para todos los graduandos. “Hay que estar pendientes de estos detalles”, alertó.

Posteriormente, el auditorio entero hizo eco de la palabra “tablets”. El gobernante se vió en la obligación de pedir silencio y aclarar que cada médico tenía garantizada una tablet nueva.

Compartir en........

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas